Header Ads

header ad

Peñarol y un largo sueño de estadio propio concretado

LOS COMIENZOS



Cuando el Central Uruguay Railway Cricket Club inauguró su campo de deportes junto a los talleres del ferrocarril en Peñarol, en abril de 1892. La primera actividad que se realizó allí fue una competencia atlética. Después  albergó cricket, hasta que la pasión por el fútbol conquistó al club. La cancha, en Camino Vilarón (hoy Coronel  Raíz) y Camino Casavalle, era un simple terreno de juego cercado, con un vestuario, un pequeño palco y un local que funcionaba de administración. En 1913, la empresa se negó a permitir los partidos junto a los talleres, por los inconvenientes que origina la agitación futbolera.


1916: LAS ACACIAS


Ya los aurinegros se habían movido para conseguir otra cancha. Si ya no podía ser el ferrocarril, tenía que ser el tranvía, cuyas empresas patrocinaban el fútbol. En 1912 la firma La Transatlántica había ofrecido un predio en Marconi, en la entonces avenida Las Acacias (hoy calle José Possolo). El acuerdo se concretó en 1916 y el 19 de  abril se inauguró el escenario con un clásico, que Peñarol ganó 3-1.

Sin embargo, el campo de Las Acacias, como pasó a ser llamado, siempre pareció estar demasiado lejos. Peñarol lo usó durante algún tiempo para sus encuentros como locatario, salvo para los clásicos, cuando prefirió el Parque Pereira, enorme estadio de madera de la Comisión Nacional de Educación Física hecho para la Copa América de 1917.



1921: POCITOS


En 1921, el presidente del club, Julio María Sosa, gestionó con la otra empresa tranviaria, La Comercial, la  cesión de un terreno a los fondos de su estación Pocitos, cerca de la actual esquina de Rivera y Soca, que no existía entonces. Scasso hizo los planos, se armaron tribunas de madera y se trajo el palco de Las Acacias. El 6  de noviembre de 1921 se inauguró con amistoso con River argentino.

Peñarol hizo de Pocitos su fortín, donde nunca perdió un clásico y resistió los años del cisma, con el club fuera de la AUF. Pese a que el pequeño estadio albergó partidos por el Mundial de 1930, la construcción del Centenario  le representó un golpe mortal. Peñarol pasó a jugar en el nuevo coloso, que incluso era más barato, pues el  alquiler con La Comercial se llevaba la mitad de las recaudaciones de Pocitos. En 1933 el estadio de madera fue  desmantelado y su palco volvió a Las Acacias, aunque por algún tiempo más permaneció su cancha como un gran baldío. 
Más sobre el Estadio de Pocitos



Estadio Pocitos: Francia 4- México 1, Mundial 1930.


1929: PEÑAROL PUDO TENER SU ESTADIO EN EL PARQUE RODÓ


La piedra fundamental fue colocada el 25 de agosto de 1929 y enseguida comenzaron las excavaciones en el predio.  Pero los trabajos demoraron más de lo previsto, porque el subsuelo era demasiado rocoso (a poca distancia se  encuentran las canteras). Hubo problemas con la financiación de las obras, mientras el Centenario pasaba  rápidamente de los planos a la realidad. Hubo un juicio contra la empresa constructora, que favoreció al club  recién en 1948, cuando hacía años que el proyecto del Parque Rodó estaba archivado y en su lugar ya funcionaba Ingeniería.

La inauguración del Centenario, además, obligó a archivar un proyecto simultáneo de un gran estadio en el Parque Rodó. El diseño fue de Julio Vilamajó, considerado el mayor arquitecto uruguayo e hincha de Peñarol. En el actual emplazamiento de la Facultad de Ingeniería concibió un escenario para 100.000 personas y en varios planos, para  aprovechar el desnivel del terreno desde la calle Julio Herrera y Reissig hasta la Rambla.

 
DÉCADA DEL 30: EL CENTENARIO PUDO SER DE PEÑAROL



Pese al largo periplo, la mayor parte de sus partidos de las últimas ocho décadas los jugó en el Centenario, que en algún momento, incluso, se le propuso administrar. Después de todo, el Centenario fue diseñado por un hincha (y luego presidente) del club Juan Scasso.


1993: PEÑAROL QUISO EL CHARRUA


En 1991, cuando estuvo el césped del Estadio Centenario en remodelación, Peñarol oficio de local en el Charrúa, como aquí ante Central Español. 

En 1993, el Cr. Damiani anunció el interés por obtener la concesión del estadio Charrúa, inaugurado en el Parque Rivera en 1985 como "estadio de alternativa" al Centenario pero notoriamente subutilizado y en un creciente proceso de degradación. Avanzaron las gestiones con el entonces intendente montevideano, Tabaré Vázquez, pero el acuerdo naufragó en la AUF, que tenía un convenio para utilizarlo. El asunto no concluyó allí, pues hubo nuevos intentos, todos rodeados de polémica, entre los vecinos que se quejaban y los clubes rivales que no querían ceder un bien común pero que nadie aprovechaba.

1995 y 1997: SE JUGÓ EN PRIMERA EN LAS ACACIAS




En 1995, Peñarol jugó oficialmente por el Apertura contra Danubio y Wanderers ganando en ambas ocasiones. Eran habituales en ese momento los conflictos entre la institución, CAFO y el personal de recaudación. El  Contador Damiani argumentaba que si bien Las Acacias albergaba menos gente, la reducción de los costos de jugar  en el Centenario hacían que Las Acacias fuera más rentable para ciertos cotejos.

En 1997 el Contador Damiani retomó la idea de jugar allí (Estadio que ya llevaba su nombre) y Peñarol acondicionó de alguna manera el escenario y jugó por el Apertura contra Racing y Rentistas ganando ambos partidos. El aforo de Las Acacias era de 10.000 personas según el conteo de Peñarol, pero menor según el conteo de la IMM. La diferencia radica en que Peñarol calculaba 3 personas por metro, mientras que la IMM calculaba 2 por metro. Los "uruguayos tienen el glúteo grande" ironizaba José Pedro Damiani. Jugar allí género generó muchas polémicas.  En el partido contra Rampla Juniors por la primera fecha del Clausura 1997, hubo incidentes con pedrea al golero rival, el partido iba 0-0 al comenzar el segundo tiempo y Peñarol perdió esos puntos en tribunales.

Bengoechea anota de penal, contra Rentistas, por el Uruguayo 1997.

Se prometió agrandar ese Estadio para acondicionarlo a algo acorde al público que llevaba Peñarol, pero nunca se concretó. Seguramente los costos de hacerlo no justificaban por la limitante de la zona en cuanto al estacionamiento de vehículos y demás exigencias para jugar de local.  Las Acacias quedó para cumplir el reglamento de "disponer una cancha" hasta la creación del Campeón del Siglo y quedo para uso de Juveniles.  El partido con Rampla por el Uruguayo 1997, fue el último a nivel de Primera División donde Peñarol jugó de local en Las Acacias, más allá que el Contador esbozó la idea de llevar algún partido con poca expectativa de gente o llego a ironizar con fijar Las Acacias para algún clásico de primera.  



1995 a 1998: PEÑAROL JUGÓ DE LOCAL EN EL INTERIOR POR TORNEOS INTERNACIONALES


Supercopa 1995 en el Campus de Maldonado, Peñarol 2- River 3

   Supercopa 1996  en Rivera, Peñarol 1 - Santos 2

En esos años, Peñarol decidió ejercer la localía en determinados partidos internacionales en el interior por voluntad propia, argumentando mejores ingresos al reducirse los costos por el alquiler del Centenario y afluencia de público argentino en Maldonado para ver a River y una mayor expectativa en Rivera, para enfrentar a brasileros. Los resultados deportivos no fueron buenos, aunque es difícil suponer que hubieran sido  distintos en el Centenario.

- Supercopa 1995, Campus de Maldonado, Peñarol 2- River 3
- Supercopa 1996: Atilio Paiva Olivera de Rivera, Peñarol 1 - Santos 2
- Libertadores 1998: Atilio Paiva Olivera de Rivera, Peñarol 6- Oriente Petrolero 1
- Libertadores 1998: Atilio Paiva Olivera de Rivera, Peñarol 0- Bolivar 1

También en 1998 oficio de local en el Campus de Maldonado por el clásico de la Libertadores (2-1), aunque en esa ocasión fue obligado por encontrarse en reforma el césped del Centenario.


1998: EN LA INTERBALNEARIA , COMO OLD TRAFFORD y SAINT DENIS



Allá por fines de 1998, Peñarol sacó el tema de la construcción de un Estadio propio, ubicado en la Ruta  Interbalnearia. El diario El País, del día 9 de Noviembre de 1998, en su hoja central del Suplemento de Deportes  titulaba: La estrella que faltaba y aparecía un sub-título; El Estadio de Peñarol tendrá capacidad para 40.000 espectadores y empezaría a construirse en mayo o junio de 1999.

“El Estadio de Peñarol tendrá una capacidad similar a la del Olímpico de Atlanta, el mismo césped que engalana el campo del Manchester United y la misma distancia de las tribunas a la cancha que existe en el Saint Denis de Francia”


“El Estadio carecerá de plateas porque se erigirían palcos de dos categorías: VIP y corporativos. Los primeros tendrán una capacidad para 16 personas y contarán con baño y Kitchenette, además de garage privado. Los segundos tendrán acceso a una zona especial de estacionamiento y otra exclusiva de gastronomía. La red lumínica de última generación ayudará a lucir los colores amarillos y negros con los que se pintarán las  tribunas”


Este Estadio iba a inaugurarse en el 2001, pero la crisis de la región terminó de esfumar todo esto, porque había que declararlo como "de interés turístico" para evitar ciertos costos y no  hubo tal interés en las autoridades del Gobierno y por eso los inversores, debido a ello.



2001: OTRA VEZ EL CHARRÚA, AHORA CON TRIBUNAS CON CALEFACCIÓN



En el 2001, se reflotó lo del Charrúa. Así es como buscando en Internet, encontré un  artículo publicado por la web del Espectador en Setiembre del 2003.....

¿Se acuerdan de la intención del Club Atlético Peñarol de hacerse del Estadio Municipal Charrúa, para remodelarlo  y cumplir así con el sueño del estadio propio?
Allá por octubre del 2001 Peñarol presentó ante la Intendencia de Montevideo una propuesta para hacerse cargo de este estadio, que fuera construido en 1985, en el corazón del Parque Rivera. En esa oportunidad la Intendencia desechó la propuesta.
 
Pero algunos años más tarde, en marzo de 2001, el deterioro del Estadio Charrúa era tal que el municipio resolvió dar marcha atrás, y le solicitó a Peñarol que presentará un nuevo proyecto, a partir del cual podría usufructuar del estadio por un plazo de 30 años”.

”En grandes líneas, la idea incluía un aumento en la capacidad locativa del Estadio, al cual se le agregarían 23.000 butacas, para alcanzar así una capacidad de 35.000 espectadores sentados. Estaba prevista además una serie de obras adicionales, como ser la instalación de algunos palcos VIP, la iluminación del campo de juego, el acondicionamiento de los vestuarios y los estacionamientos. Se construiría asimismo 17 cabinas para la prensa, se techaría la tribuna principal del estadio y, atención a esto, “se instalaría un sistema de calefacción que garantizaba una temperatura de 25º a la altura de los pies, en la platea”.


”Así, entre octubre de 2001 y octubre de 2002 Peñarol fue solicitando sucesivas prórrogas en procura de los dineros necesarios para iniciar la obra, pero nunca llegó a juntarlos. Fuentes de la comuna dijeron a En  PERSPECTIVA que Peñarol nunca logró entregar algunos datos básicos establecidos en el pliego, especialmente los relacionados justamente con la inversión inicial”.


”La última vez que la institución pidió una prórroga fue para preparar las elecciones del club en noviembre de 2002. En esa oportunidad la Intendencia decidió retirar la condición de “Interés Departamental” que había otorgado al emprendimiento, lo que complicó un poco más la ecuación económica del proyecto, y puso fin así al sueño del estadio propio para los hinchas de Peñarol”.

”Pero parece que todavía hay alguna chance para este estadio. En la actualidad, la Asociación Uruguaya de Fútbol viene manteniendo reuniones con la Intendencia de Montevideo, discutiendo sobre el posible desarrollo de otro proyecto para refaccionar el Estadio Charrúa. El presidente de la AUF, Eugenio Figueredo, dijo a En Perspectiva que la propuesta surge del interés de la máxima autoridad del fútbol de contar con un estadio de alternativa”


” La idea es que aquellos partidos que generalmente no concitan la presencia de más de 10.000 personas –o sea, la gran mayoría de los que se juegan actualmente en el Estadio Centenario– pasen a jugarse en el Estadio Charrúa. Para ello es necesario arreglar buena parte de las instalaciones casi derruidas del estadio, una tarea que podría insumir cerca de 200.000 dólares. La AUF, a través del propio Figueredo, consiguió un préstamo de la FIFA similar al que permitió la construcción  del Centro de Alto Rendimiento Deportivo del Parque Roosevelt, en el cual actualmente entrena la selección mayor. El préstamo de 300.000 dólares está a disposición de la AUF, aunque todavía no ha sido adjudicado ya que las conversaciones entre la autoridad del fútbol y la Intendencia aún no han finalizado”.


”De cristalizarse esta iniciativa en los próximos meses, es muy posible que para el año 2005 Peñarol finalmente pueda terminar jugando en el Estadio Charrúa, aunque claro, no como dueño de casa”
.

ESTADIO DAMIANI - MOORE 2005


El 6 de febrero del 2005, la República publicaba este artículo, que no deja para ningún comentario y es imposible de resumir:"Tener estadio propio es el sueño de todo peñarolense"Federico Fernández Methol culminó un importante proyecto de primer nivel para lograr el objetivo de construir un estadio propio para el Club Atlético Peñarol, el cual presentará a los dirigentes carboneros el próximo miércoles.
El mismo no sólo consiste en el estadio Damiani - Moore, tal cual será su nombre sino también de todos los preparativos para el partido inaugural y una completa "ciudad" de primer mundo.


Respecto del proyecto que encabeza, comentó: "es el sueño de todo peñarolense, que empezamos a concretar el lunes 31 de enero en Buenos Aires en el piso 22 de la constructora más importante de la Argentina. Peñarol es el corazón de este proyecto y representa una emoción muy grande para todos los hinchas".

En cuanto al nombre del estadio expresó: "se va a llamar Damiani - Moore en homenaje al presidente récord de Peñarol con 17 años de mandato y al primer mandatario de la historia".

Fernández Methol brindó a LA REPÚBLICA los detalles de la construcción: "el estadio tendrá capacidad para 32.500 personas, lo que permite jugar finales de Copa Libertadores. Va a ser una réplica del Centenario con las dos bandejas de cemento y será techado. El palco se llamará Güelfi-Cataldi y tendrán distinciones otros dirigentes como José Carlos Domínguez. Los nombres de las tribunas a su vez serán en homenaje a grandes jugadores que pasaron por la institución como Obdulio Varela, Juan Schiaffino, Fernando Morena, Pablo Bengoechea, Diego Aguirre, Alberto Spencer y Ladislao Mazurkiewicz entre otros".
A su vez, agregó que: "Peñarol va a recibir como renta vitalicia un porcentaje del dinero que genere el estadio, que estará increíblemente ubicado en la ciudad de Canelones, entre dos aeropuertos internacionales a menos de 40 minutos entre ambos". "El partido inaugural será ante Chelsea, Liverpool o River Plate"


Los realizadores del proyecto también tuvieron en cuenta la forma de inaugurar el escenario, la cual contará con detalles que hacen soñar a los parciales mirasoles. 
Fernández Methol expresó las bases del mismo: "la fecha de entrega será el 31 de agosto de este año y se realizará un solo entrenamiento a puertas cerradas el 16 de setiembre previo al partido inaugural, la fecha del cumpleaños de mi hijo Diego Armando".

En cuanto a la destacada fiesta peñarolense, dijo: "está planeado que se lleve a cabo el 28 de setiembre entre las 7 y 8 de la mañana, contra el Chelsea, Liverpool o en su defecto River Plate argentino. Gustavo Poyet habló con Roman Abramovich, presidente de la institución inglesa, y me aseguró que estarán a la orden. Igualmente Francisco Casal está gestionando con Liverpool".

Para el partido, estarán invitados: "los mejores jugadores de China, India, Estados Unidos, Japón, México, Corea, Inglaterra, Argentina y Brasil, los familiares de Roland Moore, el mejor jugador de Europa, Maradona, Pelé, Ronaldo, Ronaldinho, el mejor jugador de Nacional y el de Rosario Central. También serán de la cita Joseph Blatter y presidentes de todas las federaciones, el presidente Eugenio Figueredo, Dino Sani, Osvaldo Brandao y César Menotti".

Fernández Methol y los organizadores estuvieron en todos los detalles, a tal punto que: "Peñarol jugará con su camiseta original, la que era verde agua sobre manga izquierda y rayas finitas amarillas y negras sobre pecho izquierdo y verde agua sobre pecho derecho y amarillas y negras sobre manga derecha. Los shorts serán negros y las medias negras con raya amarilla", "Peñarol deberá decidir si seguimos adelante o no"

En cuanto a la reunión del próximo miércoles con los dirigentes carboneros, en la cual se definirá gran parte del futuro del proyecto, expresó: "Damiani, su hija Gabriela y José Carlos Domínguez vieron el proyecto, ya no decidimos nosotros.

El miércoles Peñarol deberá decidir si seguir adelante o no. La primera decisión la tienen los dirigentes.

El próximo 9 de febrero va a ser una fecha histórica para nosotros ya sea por un sí o por un no". A su vez, aseguró que: "es el sueño como hincha y socio de poder aportarle al club que uno tanto quiere lo que nosotros soñamos. Hace meses que venimos trabajando para esto, pero ahora no depende de nosotros, que hicimos el trabajo empresarial e intelectual".


Para finalizar, resaltó visiblemente emocionado que: "es increíble que tres personas soñadoras hayan podido llevar a cabo esto en un país tan chico. Si esto se concreta, a Uruguay lo van a mirar de pie". El complejo tendrá nivel mundial.


Lo importante para destacar del proyecto elaborado por el ex consejero carbonero es que no sólo se trata de un estadio sino también de un importante complejo que contará con: "un sanatorio de alta complejidad para cáncer y drogas, complejo cultural con anfiteatro al aire libre y un estadio cerrado de 3.500 personas con una importante villa olímpica que es un réplica del Saturn de Rusia".

Pero eso no es todo, ya que entre otras cosas se destacan: "un hotel de seis estrellas con 24 habitaciones, cuatro suites y una presidencial. También figura en el proyecto un college a medida de Europa o Estados Unidos, en el cual la idea es conjugar un polo intelectual a nivel de Oxford o Harvard. También está la idea de traer keniatas para enseñar a correr y jugadores americanos para el básquet, entre otros deportes".

También la "ciudad" que va tomando forma contaría con: "edificios ruleros para gente que quiera vivir ahí y un shopping con salas de teatro y cines, un supermercado, un cambio y un banco, que es el mismo en el cual trabajé. También tendrá un hotel de cuatro estrellas, un business center para oficinas y un country con cancha de gol y servicios". En cuanto al fútbol, contará a su vez con: "una cancha sintética con mil butacas, con proyección para 19.000 más que exige FIFA".

Un trabajo con dedicatorias El esfuerzo realizado por Federico Fernández Methol para llevar a cabo el proyecto tuvo su complemento y apoyo en sus socios, amigos y familiares.
A la hora de las dedicatorias, comentó: "esto se lo quiero dedicar al doctor Marcelo Toma, Miguel Arik, la mujer de Marcelo y sus hijos, la señora de Miguel y su hijo.
Pero fundamentalmente a mi madre y a mis tres hijos: Federico, Florencia y Diego Armando, quien va a estar en la práctica a puertas cerradas en el día de su cumpleaños
"



PROYECTO DE ESTADIO PEÑAROL - CENTENARIO, MOVIMIENTO 28 SEPTIEMBRE - 2008



El proyecto de tener para sí el Estadio Centenario lo tuvo en la campaña electoral del 2008 al naciente Movimiento 28 de Setiembre, pero la chance que esto ocurriese era nula. 

ESTADIO EN PREDIO CORACEROS - 2010


En el 2010, Peñarol volvió al ataque con el tema del Estadio propio y se habló de "permutar con el Ministerio del Interior las 12 hectáreas que ocupa el Estadio Las Acacias, por el predio que ocupan actualmente el Cuartel de Coraceros y la Guardia Republicana, sobre la avenida Varela, no sería aceptada por esa Secretaría de Estado".

«La urgencia que tenemos es que el tiempo de los inversores no es el mismo que podemos tener nosotros. Hoy está el capital para construir el estadio y hay una empresa muy seria que quiere construirlo. Nuestra urgencia es que si no tenemos una respuesta a la brevedad por parte del gobierno y de la Intendencia, los inversores podrían desinteresarse e irse a otro país a realizar otro emprendimiento» explicaba Edgard Welker. Nota Completa

ESTADIO EN PARQUE ROOSEVELT - 2012




El nuevo estadio de Peñarol y otros seis proyectos obtuvieron la aprobación de la Intendencia de Canelones para llevarse adelante en el Parque Roosevelt.

"Este es un proceso que cuenta con todas las garantías", aseguró el intendente interino de Canelones, Yamandú Orsi. Explicó que los proyectos se realizarán mediante comodatos, por lo que van a pasar por la Junta Departamental, por los ministerios y la propia Intendencia. Esto asegura "la transparencia y la conveniencia para Canelones y para la zona", afirmó Orsi para Subrayado allá por el 11/07/2011.

La firma del intendente de Canelones es ahora el único detalle que falta para comenzar a evaluar aspectos concretos del Plan Maestro, que dará forma al proyecto. Se estima que una vez aclarados algunos detalles, el intendente Marcos Carámbula convocará a una conferencia de prensa en la que se explayará sobre el futuro de los complejos deportivos. La República, el 24/02/2012, saba como un hecho que el Estadio de Peñarol, iba a ser en el Roosevelt. 

Sin embargo, hubo resistencias, que dieron por fin al proyecto:


ESTADIO CAMPEÓN DEL SIGLO - INAUGURADO 2016



Y cuando el hincha de Peñarol ya no creía en el estadio propio,el 28 de Setiembre del 2012, Juan Pedro Damiani anunciaba:

“La locomotora empezó a andar. Han quedado atrás el escepticismo, los obstáculos, las críticas. Todo lo cual hacía cada vez más difícil pensar en la construcción de un estadio que hoy estamos presentando a la gente” y aseguró además que si el club tiene la demanda esperada de palcos y butacas, la construcción comenzaría en enero de 2013, según la nota del Observador.

El resto es historia conocida, las obras avanzaron hasta que llegó el 28 de Marzo del 2016 en donde Peñarol inauguró ante River Argentino el Estadio Campeón del Siglo, por lo que a partir del 9 de Abril del 2016, cuando Peñarol derrotó 2-1 a Danubio, pudo volver a ser local oficialmente en un Estadio propio tras muchísimos años, de sueños y proyectos truncados. 


Fuentes Consultadas: El Espectador, Ovación, La República, El Observador, Subrayado, 
www.fing.edu.uy,  TYC y Fox Sports., Bandeirantes, Cerro y Rebeldía, Futbol.com.uy

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.